M.A.P.A.

El Monitoreo Ambulatorio de Presión Arterial (MAPA) es cuando se mide la presión arterial mientras estas viviendo tu vida diaria normal. El monitoreo dura 24 horas. Utiliza una pequeña máquina digital de presión arterial que está unida a un cinturón alrededor de su cuerpo y que está conectada a un brazalete alrededor de la parte superior de su brazo, es tan pequeño que puede dormir con el.

Es un estudio muy efectivo que ofrece la visión de la tensión arterial, poniendo en evidencia el ritmo cardiaco de la tensión arterial, la tensión arterial no se comporta de igual manera a lo largo del día, evidenciando tambien el error de medición de tensión arterial en los consultorios médicos, ya que a menudo, los valores suelen estar más elevados (fenómeno “bata blanca”).

El MAPA de ser un método de investigación farmacológica y de poco uso clínico paso a ser un método de gran valor en la práctica diaria, ya que la determinación de la presión arterial es la que nos indica el manejo y tratamiento de los pacientes hipertensos. Habiendo toda una variedad de criterios en la evaluación e interpretación de los resultados, se necesita tener un criterio actual del uso de esta técnica en la práctica clínica. El valor normal de la presión arterial determinada a través del MAPA, es diferente a los tomados de manera puntual, ya sea en consulta o por medición en casa, así también si se determina durante la actividad o el sueño.

¿Por qué podría necesitar un estudio de Monitoreo Ambulatorio de Presión Arterial (MAPA)?

Al medir su presión arterial a intervalos regulares durante 24 horas, es posible obtener imágenes claras de cómo cambia su presión arterial durante el día y durante la noche.

Actualmente el MAPA es un método que permite aclarar con mayor certeza la correlación de morbimortalidad que la toma de presión arterial convencional.

El personal médico involucrado en evaluar y tratar al paciente hipertenso, debe estar familiarizado con el método, con sus alcances y limitaciones, para dar un uso adecuado en beneficio de los pacientes.

La utilidad del MAPA en el diagnóstico y manejo de la hipertensión arterial han sido bien documentadas, permite distinguir también la hipertensión secundaria. 

El resultado de numerosos estudios han recomendado su uso, no sólo en su diagnóstico, sino tambien en el seguimiento, evaluación y tratamiento del paciente hipertenso.